Los verbos en español

Los verbos en español, como en el resto de lenguas, son palabras que expresan una acción u estado por parte del sujeto. En la oración forman parte del predicado, de hecho son el núcleo de este, y suelen ir acompañados de diferentes elementos lingüísticos que añaden información.

En lengua española los verbos son conjugados, coincidiendo en número y persona con el sujeto. Dicha conjugación se lleva a cabo de acuerdo a tres patrones en función de la terminación del verbo.

Así pues los verbos terminados en -ar forman parte de la primera conjugación, los terminados en -er de la segunda conjugación y los terminados en -ir de la tercera. Estos patrones tienen excepciones en el caso de los verbos irregulares.

Tiempos de los verbos en español
Tabla de tiempos verbales en español

Verbos en formas impersonales

Los verbos en español se pueden presentar en las formas personales (conjugadas) y también en formas impersonales, o formas no personales. Estas son el infinitivo, participio y gerundio.

El infinitivo

El infinitivo es una forma impersonal que expresa una forma verbal de forma abstracta. En español tiene tres terminaciones posibles: ar, er, ir. Estas terminaciones nos indican además a qué conjugación pertenece el verbo.

Ejemplos: comer, vivir, cantar, andar, correr, dividir.

El infinitivo puede tener una función verbal o nominal y usarse con preposición o sin preposición.


El participio

El participio es otra forma impersonal, con diversos usos que veremos más adelante. Se forma normalmente con las terminaciones – ado e -ido de forma regular, aunque también existen casos irregulares en lo que se forma de otra forma.

Ejemplos regulares: comido, vivido, cantado, andado, corrido, dividido.

Ejemplos irregulares: abierto, cubierto, expuesto, escrito, roto, hecho.


El gerundio

Esta forma impersonal se utiliza para expresiones que están ocurriendo en el momento del habla o en el momento al que se refiere la expresión en la que aparece. Ej: Está lloviendo. Ayer estaba lloviendo. Mañana seguramente estará lloviendo todo el día.

Se forma añadiendo -ando o -iendo a la raíz de los verbos. Los verbos de la primera conjugación, los terminados en -ar, forman su gerundio añadiendo la terminación -ando, mientras que los terminados en -er o -ir lo forman añadiendo la terminación – iendo.

Ejemplos regulares: andando, trotando, corriendo, viviendo.

Ejemplos irregulares: sintiendo, diciendo, siguiendo.


Los modos verbales

Los verbos en español pueden aparecer conjugados en tres modos: indicativo, subjuntivo e imperativo. Dichos modos proporcionan información sobre la intención o actitud de la persona que habla usando dicho verbo.

  • El indicativo es el modo (presente en el español y otras lenguas) para hablar de hecho reales o que se consideran reales. Ej: Yo compro un coche
  • El subjuntivo se usa para expresar hechos hipotéticos o esperados. Este modo verbal no está presente en otras lenguas como el inglés y otras, por lo que a veces supone un reto para los estudiantes nativos de esas lenguas que quieren aprender español. Ej: Es posible que compre un coche
  • El imperativo tiene la función de expresar órdenes, recomendaciones y solicitudes, y no contiene tiempos verbales. Ej: ¡Compra un coche!

Voces activas y pasivas de los verbos

Los verbos se pueden conjugar en voz activa o pasiva, indicando así cual es el objetivo de la acción verbal, es decir, si el sujeto realiza o recibe la acción. También se denominan forma activa y forma pasiva.

En la forma o voz activa es el sujeto quien efectúa la acción, siendo esta la más habitual en las expresiones. Ej: El mecánico repara mi coche.

En la forma o voz pasiva, por contra, el sujeto de la oración es quien recibe la acción del verbo. Ej: Mi coche es reparado por el mecánico.

Verbos transitivos e intransitivos

Los verbos en español se pueden clasificar en función de una característica que se denomina transitividad, es decir la posibilidad de contar con un complemento directo para darle sentido o completar su significado. Los verbos intransitivos no pueden llevar complemento directo.

Un ejemplo de oración con sentido transitivo podría ser «Yo como arroz con pollo», donde el verbo va acompañado de un complemento directo que me indica qué es lo que como. Es fácil comprobar la transitividad viendo si es posible sustituir el complemento por el pronombre lo, la, los o las. Ejemplo: Yo como arroz con pollo. Yo lo como.

Por otro lado un ejemplo de verbo intransitivo es viajar. En las frases que usamos este verbo no necesitamos indicar «que viajo» o «a quien viajo». Así pues podemos decir «Yo viajo a París» pero de ninguna forma se puede sustituir por «Yo lo viajo».

Otras propiedades y clasificaciones de los verbos en español

Los verbos, sus propiedades y la forma de clasificarlos son aspectos muy amplios de la gramática de cualquier lengua. En sucesivas lecciones entraremos en profundidad sobre aspectos de los verbos en español como la perífrasis verbal, los verbos modales, copulativos, reflexivos, etc…